Alemania se caracteriza por ser un país híper desarrollado, en el cual la productividad de las organizaciones y personas es inusitadamente elevada. Es la mayor potencia económica de toda Europa, y está entre las primeras 4 a nivel mundial. Esto se traduce en sectores industriales y comerciales robustos y eficientes, con gran protagonismo en la era de la globalización.

El sector automotriz es uno de los más prestigiosos de todo el planeta. Marcas como BMW, Audi o Mercedes Benz son sinónimos de calidad y elegancia. La industria química es también de una enorme relevancia, con constante innovación tecnológica.

Dentro de las industrias alemanas de renombre debemos incluir, sin duda alguna, a la farmacéutica. La misma sobresale por 2 razones.

En primer lugar, posee una rica historia. Pergaminos como la creación de los seguros sociales (modelo Bismarck), cambiaron para siempre el sistema de salud mundial. Alemania también es responsable de uno de los fármacos que dieron inicio a la industria moderna:  ácido acetilsalicílico (Aspirina).

En segundo término, los laboratorios germanos de distinguen por su envergadura económica, política y científica, cuestión que será analizada en el presente artículo.


Bayer, el inventor de la aspirina

Bayer es una compañía químico-farmacéutica fundada en 1863 en Barmen, Alemania. Es conocida mundialmente por la Aspirina, aunque su trayectoria es mucho más grande que una sola marca.

Su glorioso pasado

En sus inicios, en una modesta casa en el valle del río Wupper, era una pequeña fábrica para producir colorantes artificiales para textiles. Sus fundadores fueron Friedrich Bayer (un comerciante) y el maestro tintorero Johann Weskott.

La empresa era muy próspera, pues en aquella época se estaba llevando a cabo la primera Revolución Industrial (1760-1840) y las empresas textiles crecían sin cesar. En consecuencia, las compañías relacionadas como la de los tintes ganaban mucho dinero. Tiempo después, notaron que el tinte contenía algún medio curativo y decidieron investigar sobre el tema, descubriendo el ácido acetilsalicílico.

En 1881, después del fallecimiento de sus dos fundadores, se amplió el capital social de la empresa y se comenzó con un enorme plan de expansión. El estatus de laboratorio mundial lo obtendría en 1899 cuando la marca Aspirina fue registrada. El resto, ya es historia conocida. Ni siquiera las 2 Guerras Mundiales pudieron frenar a este gigante.

Aspirina y heroína

En 1897 se logra sintetizar el principio activo ácido acetilsalicílico, gracias a los experimentos de Felix Hoffmann. Poco tiempo después, el nombre Aspirina es registrado por Bayer en la oficina imperial de patentes de Berlín. Nacía una de las marcas más renombradas del mundo entero, tal es así que traspasó los límites de la industria farmacéutica y adquirió el estatus de marca genérica, comparable con Savora o Paty. Un lugar para pocos.

Paralelamente, Bayer produjo hasta la Primera Guerra Mundial una droga llamada diacetilmorfina, vendida originalmente como tratamiento para la tos.  El nombre comercial elegido para esta sustancia fue “Heroína”. El producto fue prohibido y retirado del mercado rápidamente por razones ya conocidas.

Propaganda de Bayer para la Aspirina y la Heroína

La organización en la actualidad

Bayer es hoy un enorme conglomerado de empresas, con fuerte presencia global y más de 120.000 empleados en todos los continentes. Su negocio se basa esencialmente en la industria química y farmacéutica.

Como toda compañía alemana, se rige por un Consejo de Administración compuesto por profesionales y técnicos de intachable formación académica. El directorio debe velar por los intereses de múltiples unidades estratégicas de negocio. Una de las principales es Bayer Health Care, encargada de proveer productos médicos y farmacéuticos. A su vez, esta unidad se subdivide en Consumer Care, Medical Care, Animal Health y Schering Pharma.

La unidad de consumo masivo es muy emblemática ya que Bayer es un protagonista indiscutible en la venta de medicamentos de venta libre (por ejemplo, es líder en vitaminas). Quizás sea el laboratorio más popular de todo el planeta.

Asimismo, la división de productos médicos incluye a los medidores de glucosa  en sangre para el control de la diabetes.  Por otro lado, la unidad de cuidado animal se especializa en el control de parásitos y productos farmacéuticos para perros, gatos, caballos y ganado.

Una división tan o más importante que la de de consumo masivo, sobre todo en términos de facturación, es Bayer Schering Pharma. El nombre obedece a la adquisición de Schering, también un laboratorio teutón, especializado en píldoras anticonceptivas. Pero no solo se destacan estos productos ginecológicos. Esta unidad desarrolla medicamentos de enorme innovación tecnológica, como los oncológicos y los empleados para combatir la esclerosis múltiple.

Bayer CropScience y Monsanto

Otras dos unidades estratégicas de negocios trascendentales son CropScience y Monsanto. La primer de ellas surge de la fusión entre la propia división de productos agroquímicos y Aventis CropScience. En el presente, es una de las empresas científicas de cultivos más relevantes. Sobresale en sus negocios de control de plagas, semillas y biotecnología vegetal. Sucesivas adquisiciones, como por ejemplo la compañía de semillas neerlandesa Nunhems, fueron agigantando el nombre de Bayer CropScience.

El año 2018 será recordado por una de las adquisiciones empresariales más significativas de la era moderna: Monsanto (de raíces estadounidenses) pasó a manos de la organización alemana y se transformó en la mayor compañía agro alimentaria del mundo. ​Fue una compra de características únicas, no solo por el importe económico, sino también por las consecuencias comerciales y geopolíticas que implicó la operación. Todo un hito.

¡Hasta un club de fútbol administra!

Como si todo esto fuera poco y no pareciera suficiente la diversificación enunciada hasta aquí, el directorio también administra un club de fútbol. Increíble pero real.

En 1904, la compañía fundó el club deportivo TuS 04 («Turn-und der Spielverein Farbenfabriken vorm. Friedr. Bayer & Co.»), conocido simplemente como el “Bayer Leverkusen”. El club es famoso por su equipo de fútbol, pero se desarrollan muchos otros deportes.

Gregorio Zidar


La nota sigue en:

Notas Relacionadas

Lo más leído

Denver Farma y Savant Pharm

Denver Farma y Savant Pharm

¿Qué significa ser un laboratorio de genéricos? Existen enormes confusiones y malentendidos acerca de lo que significa un genérico. Según...

Extensiones de línea

Extensiones de línea

Extensiones de línea       ¿Que significan? Las extensiones de línea son una estrategia para potenciar la presencia de...

Welcome Back!

Login to your account below

Create New Account!

Fill the forms bellow to register

Retrieve your password

Please enter your username or email address to reset your password.

Add New Playlist